Costa Rica

COSTA RICA – CORCOVADO – Días 10 y 11

Salimos desde nuestro idílico Hostel de Uvita a Sierpes. Llevamos a cabo una larga investigación de cómo llegar a Corcovado, ya que nadie es capaz de indicarnos la mejor manera y cada uno nos dice una cosa. La noche anterior uno de los chicos que trabaja en el hotel por fin es sincero con nosotros y nos explica lo que él considera la mejor opción. Desde Uvita también salen excursiones a Corcovado que cuestan unos 120 $, pero ya sabiendo mejor las cosas, os digo que ni se os ocurra, el trayecto en barco es tan largo desde allí que estás muy poco tiempo en el parque.

El chico nos recomienda contratar la excursión desde Sierpes (finalmente no será lo que hagamos). Nos dirigimos a Sierpes con la intención de pasar allí la noche, hemos reservado un booking en el único hotel que hay. Pero cuando llegamos allí nuestros planes cambian. En primer lugar se nos quitan las ganas de quedarnos ya que el ambiente es un poco hostil y la gente no tiene muy buena pinta, en el pueblo sólo hay el hotel.

Nuestro objetivo es llegar a Corcovado a la estación “La Sirena” porque nos han dicho que es la parte más bonita y con menos gente. Pero en Sierpes no nos aseguran guía si no somos un grupo de al menos 6 personas o sino llevarnos a otra estación de corcovado que es más cercana y la que no nos han recomendado. El gerente del hotel es muy amable con nosotros y nos presenta a Alejandro, que nos ofrece dormir en Drake y salir a “La Sirena” al día siguiente. La verdad que nos da un poco de rollo al principio ya que no tenemos muy claro a dónde nos va a llevar o sí nos están timando. El gerente nos anula la reserva y nos vamos con Alejandro.

En la espera para coger el bote, conocemos a una pareja española que también va con Alejandro y que ellos le han llamado a propósito ya que unos amigos le habían recomendado. La verdad que nos quedamos bastante tranquilos.

En el bote cruzamos un canal de manglares (los más grandes de américa) y Alejandro va parando para que veamos a los cocodrilos y también para coger una semilla de manglar y explicarnos cómo crece. Una vez pasado el río nos encontramos con la salida al mar, MENUDA SALIDA, saltando literalmente por las olas, da mucha impresión.

Cuando nos vamos acercando a Drake, el entorno cautiva, hermosísimas playas entre la selva, al más puro estilo pirata.

Alejandro nos lleva a su hotel, primero en su bote y ahora a su “hotel”. Se trata de una cabaña de bambú donde hay 3 habitaciones con 4 camas cada una y baño privado. La verdad que el lugar tiene encanto, está a orillas de un manglar y se ven bastantes animales, el porche da al río directamente. Comemos en la Soda “El Pirata” que está en la misma playa. Drake es apenas una aldea, con algunas sodas por la playa y una tiendecita, los hoteles suelen estar más alejados. Pero es un pueblo muy salvaje y con mucho encanto. De camino a la soda ya vemos 3 lagartos enormes, tipo iguanas.

Por la tarde nos vamos a la playa “El Cocalito” que está a unos 20 minutos andando por la selva, cruzando algunos puentes, por el camino ves monos, guacamayos, etc. Alejandro nos había advertido que es una playa muy romántica y así es, pequeñita entre palmeras y eso sí, con mucho oleaje. Como en todo Costa Rica hay que tener cuidado.

Por la noche, la tranquilidad del lugar acojona un poquillo. No hay iluminación y se oyen miles de sonidos de animales. La cabaña aunque está muy limpia es normal encontrarse algún bichillo, estamos en plena selva, por suerte no son muy temibles.

Día 11 – 3 de Agosto – Corcovado

Nos levantamos bien temprano para ir a Corcovado, a la estación “La Sirena”. Alex nos ha preparado un pedazo desayuno en su propia casa. (también luego nos lo cobrará con gusto) pero la verdad que no le falta detalle; fruta, tostadas, café, zumos, arroz, tortilla, etc…

A las 6:00 nos vamos en bote, el camino hasta “La Sirena” es de una hora y media, que impone bastante ya que las olas en la zona son muy muy grandes.

En la playa desembarcamos varios botes, en esta estación pueden entrar un máximo de 50 personas cada día, nos dan una bolsita con el almuerzo y nos preparamos para comenzar (importante llevar agua).

Nuestro guía se llama Neyer y parece un hombre bastante experimentado. La mejor hora para ver animales es el amanecer hasta las 10:00 aproximadamente. Nos adentramos en la selva, hay que ir en silencio para que Neyer pueda escuchar los sonidos de los animales. Vemos monos araña, que son divertidísimos, muy ágiles por las ramas y saltan de unas a otras prácticamente como si volaran, parece que van a caer y rápidamente se agarran.

Vamos en grupos reducidos de 6 personas. Aunque cada grupo toma rutas diferentes es común encontrarse. Los guías van variando los senderos para que vayamos tranquilos porque cuanta más gente los animales se esconden. Después vemos una boa de árbol, bueno yo la verdad que según la veo me doy media vuelta. Monos de cara blanca, pavos, aves, arañas, etc.

Como a las 10:00h llegamos a la estación, es como una especie de albergue, donde la gente duerme y sobre todo hay muchos científicos. Tú como turista también puedes dormir y aunque allí pasar la noche cuesta apenas 3$, sólo puedes hacerlo si llevas un guía, esta es la parte que encarece la experiencia. Son como unos 200$, supongo que podrás negociar por persona. El sitio es muy precario, la gente duerme en tiendas o mosquiteras. En los alrededores de la estación vimos un caimán y un bebé de iguana, estos últimos viven poco ya que se los comen los depredadores. Allí aprovechamos para descansar unos minutillos, aunque no hemos andado mucho la humedad hace que lo hagamos con cierta dificultad. Hay barro e incluso debemos cruzar algún río, importante un buen calzado.

A esas horas ha sido difícil ver animales pero escuchamos a monos aulladores y gracias al super prismático de Neyer podemos ver muchos.

Después de pasar la mejor hora para ver animales, tenemos suerte y vemos un tapir, algo muy difícil porque duermen de día y salen de noche. Es enorme, tenemos que guardar silencio porque es bastante agresivo y come de todo. Su mordida es más fuerte que la de un jaguar. Luego nos topamos con un grupo muy grande de koatis, comen cangrejos y por eso estaban escarbando como locos. Muy bonitos. También otro grupo como de jabalíes pero sin los cuernos y la mala hostia.

No sólo animales, la vegetación es impresionante. La acacia vive con la hormiga, la acacia le da néctar y la hormiga a cambio la protege, si tocas la acacia una hormiga te morderá. Como este intercambio, en la selva hay muchos otros. Muchas plantas venenosas para el humano pero no para los animales. Es una manera natural de protegerse.

En general el parque está muy protegido, los guías no permiten que el turista dañe el entorno o lo contamine. En el pasado hubo americanos que intentaron explotarlo, cortar árboles o cazar animales, pero un presidente costarricense logró echarles del país.

Finaliza la ruta y paramos a comer en una playa, hay millones de cangrejos, millones.

Caminamos por la playa hasta la zona de los botes, pero la marea ha bajado mucho y hay que esperar para poder subirnos.

La salida en bote no tiene desperdicio, al igual que las anteriores, pero esta es incluso más difícil navegar en contra de las olas, es complicado transmitir la sensación, pero volar literalmente por encima, es un hecho. Aunque da miedo, es un experiencia que merece la pena. De camino de vuelta volvemos a ver un grupo de delfines, que se divierten con nosotros y una vez más se lucen con saltos, hay momentos que temes por ellos porque el bote va muy deprisa, pero ellos son más veloces y pasan al límite del bote.

Cuando llegamos a Drake, aún nos quedan fuerzas para intentar dar un paseo en kayak. Ya que Alejandro pone a disposición de sus huéspedes dos kayaks individuales con chalecos, para que gratuitamente los uses. Así que haya que vamos, salimos al mar con intención de llegar al final de la bahía Drake para coger un río que hay a la izquierda de la bahía. Pero cuando ya estamos a punto de salir de la bahía y llegar a mar abierto, vemos un cocodrilo. Sí, un cocodrilo en el mar, tan grande como la canoa y a unos 15 metros de distancia (según Rodri estaba a más de 20 metros y era más pequeño, pero yo aseguro que no…) No he sentido tanto miedo en mi vida. No porque nos vaya a atacar, tampoco le habíamos incordiado, sino porque podía golpearnos en el kayak y caer al mar. Así que rápidamente nos dimos la vuelta. Remando con todas mis fuerzas, sólo quería llegar a la playa cuanto antes.

Al llegar a las cabinas se lo contamos a Alejandro y prácticamente se descojonó de nosotros. Según él no hacen nada porque en esa zona no les dan de comer, no como los de TÁRCOLES que les tiran comida y son súper agresivos porque piensan que todo es comida.

Por la noche Alejandro nos acompaña para enseñarnos las ranas y sapos de la zona. Vemos un sapo gigante que se llama rana toro y otros más pequeños. Incluídos algunos venenosos.

Nos va a dar mucha pena irnos, porque Alejandro es un gran anfitrión. Lo recomiendo.

El sitio se llama Cabinas Indígenas de Drake y éste es su link de booking: “Las cabinas indígenas de Drake”, hay otro sitio que se llama igual así que es complicado encontrar este por internet. Pero si llegas a Sierpes, sólo tienes que preguntar por Alejandro de Drake y todo el mundo le conoce. Él es un amante de su bahía, de las ranas y los españoles.

DRAKE
CABINAS INDÍGENAS DE DRAKE – Bahía de Drake – Costa Rica

CABINAS INDÍGENAS DE DRAKE: 15 $ / noche

BOTE SIERPES-DRAKE: 30 $ / ida y vuelta

EXCURSIÓN CORCOVADO: 80 $ / por persona. Sí sois más de dos personas creo que es fácil bajar el precio.

AHORRA en tú VIAJE

Consigue el mejor precio en alojamiento en Booking AQUÍ

10 % de descuento en tú SEGURO DE VIAJE

10 % de descuento en Booking sí no estás registrado todavía AQUÍ

Consigue la guía de COSTA RICA al mejor precio AQUÍ

Continúa leyendo el siguiente día:

Costa Rica – ESTERILLOS – Día 12

 

21 comentarios sobre “COSTA RICA – CORCOVADO – Días 10 y 11

  1. Hola! Me ha encantado la parte de corcovado. Pero tengo alguna duda… todos los tours que he visto son carísimos y con Alejandro no sale nada mal, además parece muy auténtico, en los 80$ incluye alojamiento? Únicamente pasasteis una noche? No me ha quedado del todo claro…
    tenéis el contacto de Alejandro? Me gustaría contactar con el.
    muchas gracias!!

    1. Hola Laura, me alegra mucho que te haya gustado el post. Además tus dudas me hacen mejorar y cambiar aquellas cosas que no están claras. Efectivamente los tours a Corcovado son bastante caros, cuánto más cerca estés del parque más barato será. Drake es uno de los lugares más aproximados. Los 80$ son sólo por un día de excursión. Las cabañas de Alejandro nos costaron como unos 15$ la noche. Nos alojamos 2 noches en sus cabañas, ya las excursiones salen muy muy temprano y acabas tarde y súper cansado. Así que un mínimo de dos noches.
      Ahora mismo te voy a pasar un correo con el contacto de Alejandro que prefiero no colgarlo en la web.
      De nuevo, muchas gracias, un fuerte saludo. Espero que disfrutes tanto como yo lo hice.

      1. Hola! Me gusta muchísimo tu blog y lo veo súper completo!! Nos está sirviendo mucho de referencia a la hora de planear nuestro viaje!
        Tenemos clarísimo que preguntaremos por Alejandro de Drake, ya que nos encanta lo que cuentas!! Me podrías facilitar su contacto para ir sobre seguro!?
        Muchas gracias 😊

        1. Hola Alba, qué buena noticia saber que os gusta y os sirve de ayuda!! Qué ganas de subir más viajes. Te acabo de enviar el contacto de Alejandro.
          Por favor si alguno contacta con él por favor decírmelo, así sabré que el contacto es bueno y que sigue recibiendo viajeros.
          Un saludo y Gracias

      2. Hola Ángela, lo primero…enhorabuena por tu blog!! Me está ayudando en la organización de nuestro viaje a Costa Rica.
        Por favor, ¿podrías enviarme el contacto de Alejandro? Pasaremos 2 noches en Drake y sabiendo que has tenido buena experiencia con él, querría preguntarle disponibildad y precios.
        ¡Gracias!

        1. Hola Cristina, muchas gracias por tu comentario. Ahora mismo te mando su contacto. Me alegra mucho saber que os está ayudando. Qué ganas de seguir subiendo contenido. Te va a encantar el viaje, es un país súper completo. Te llevarás un gran recuerdo. Un saludo y gracias

        1. Hola Ines, Muchas gracias. Qué bueno que os guste el blog. Eso me da mucha energia. Ahora mismo te paso el contacto a traves del mail. Un saludo!

  2. Hola Angela,
    Muy chulo y interesante tu Blog!!!
    Nos vamos a costa rica en octubre e iremos a Corcovado, podrias pasarme elncorreo de Alejandro?
    Mil gracias!!!
    Gemma

    1. Hola Gemma, Gracias por tu mensaje. Ya tienes el mail. Acaba de volver una chica de su viaje por Costa Rica y me ha contado que tal le ha ido, aunque no tuvo oportunidad de conocer a Alex si tuvo una buena experiencia. Espero que te sirva y si me cuentas a la vuelta genial. Así podré actualizar la información. Un saludo.

  3. Hola Angela. Gracias por tu blog, es muy interesante y me está ayudando a preparar el viaje. Tengo intención de estar en Corcovado en 2 semanas y me gustaría preguntarte por el contacto de Alex. Un saludo,

  4. Hola Angela, gracias por comentar tu viaje. Nosotros iremos en Septiembre y nos esta aclarando muchas dudas que teniamos y quisiera que tambien me pasases el email de Alex para contactar con el. Gracias

    1. Hola Rafa, Gracias por tu comentario. Sois muchos los que me solicitáis el contacto de Alex (El Chancha). Espero que vuestro viaje vaya estupendo. Y ojalá y me contéis a la vuelta. Un saludo

  5. Hola Angela, estoy preparando mi viaje a Corcovado. Que tal es el viaje en bote hasta la estacion sirena? Es que soy de esas personas que se marean super facil en un barco, y mas de una vez me he arruinado el dia por este motivo. Por lo que cuentas con el mar picado,,, debe ser facil marearse. Ya me cuentas por que si es asi, pensare seriamente llegar andando desde puerto jimenez o incluso en avioneta. Gracias!

    1. Hola Ana, muchas gracias por tú comentario y por participar en el blog.
      El viaje en bote desde Drake hasta La Sirena es bastante impresionante. Es decir, el bote es pequeño, caben unas 15 personas y va a mucha velocidad. Yo no suelo marearme, pero si te pasa habitualmente creo que deberías evitarlo. Además es un trayecto bastante largo. A cambio, es muy bonito porque vas viendo toda la costa que es muy salvaje y si tienes suerte podrías ver delfines.
      Pero ya te digo, si te mareas con facilidad, quizás sea mejor evitarlo ya que una vez en Corcovado hay que caminar y no tienes opción de volver si te encuentras mal.
      Espero haberte ayudado, un saludo fuerte y Pura Vida

  6. Hola Ángela,
    Muy bien explicada y detallada toda la ruta, la verdad que no lo he encontrado en ninguna pagpág web, excepto en tu blog. Serías tan amble de enviarme el mail de Álex para poder contactar con él?

    Muchas gracias de antemano,

    Saludos!!

  7. Hola Ángela,

    Tu blog me ha aclarado muchas dudas, sería posible que me enviaras el contacto de Álex? Por lo que explicas vale la pena hacer el tour con el!

    1. Hola Maria,
      Me alegro muchísimo que te haya aclarado dudas. Es cierto que la información no esta clara por páginas de turismo y guías. Para mí fue un auténtico quebradero de cabeza pero por suerte todo cogió sentido y disfrutamos muchísimo.
      Te paso en contacto.

      Un saludo

  8. Hola Ángela! Estamos organizando un viaje a Costa Rica y he visto que la visita a Drake y Corcovado es imprescindible. He estado mirando compañias que ofrecen tours y excursiones pero veo complicado la llegada a Drake. La opción de ir con Alex me parece la más facil. ¿Me puedes pasar su contacto para poder hablar con él a ver que nos puede ofrecer? Gracias por todo!!

    1. Hola Mónica,
      Muchas gracias por participar en el blog. Para mi Drake fue una de las mejores cosas que hicimos y siempre lo recomiendo mucho. Ahora mismo te paso el contacto.
      Espero que tengas un buen viaje.
      Muchos saludos!

Deja un comentario